Reflectores

Reflectores para indoor o cultivo interior

La variedad de reflectores existentes actualmente en el mercado es muy amplia , tanto que tenerlos todos es casi imposible. Nosotros ofrecemos una selección de los reflectores que más rendimiento lumínico ofrecen y las marcas que más reconocidas y que más tiempo llevan fabricando reflectores para el cultivo de la marihuana .

La misión del reflector es repartir la luz generada por la bombilla de forma homogénea en el cultivo interior, ya sea de sodio, halogenuros o fluorescentes. Según el diseño de la superficie reflectora y el material de la misma el rendimiento del reflector así como la disipación del calor puede ser mayor.

Desde luego los reflectores que no recomendamos son los de tipo paràbola con montaje de la bombilla en vertical, ya que todas las bombillas de alta presión en sus especificaciones indican que su montaje se haga de forma horizontal sino se quiere perder rendimiento de la luminaria.

Tipos de reflectores indoor

Los reflectores los podemos dividir bàsicamente en dos tipos: los abiertos y los cerrados . Los cerrados son los tipo alas de gaviota que constan de la superficie reflectante (lisa o de estuco), un portabombillas para la lampara y unos soportes superiores para colgar encima de las plantas.

Las formas de los mismos son muy variadas lo que repercute directamente en la zona que iluminan, los que más rendimiento lumínico aportan son los de estuco y los que menos calor desprenden. El problema de los reflectores abiertos es el calor que desprenden por lo que el espacio mínimo de acercamiento a la copa de las plantas estará limitado por la potencia en vatios de la lampara que empleemos.

Acercar el reflector más de la cuenta supondrá el quemar las punta de las plantas más altas. Por lo normal, para cultivos de interior con un buen sistema de extracción funcionan a la perfección , su montaje es más simple y nos evitamos todo el lío de los tubos de aire por encima de los reflectores.

En mi larga experiencia como cultivador de interior siempre he usado los reflectores abiertos sin problemas. El otro tipo de reflectores serían los refrigerados (tipo cool-tube) , estos se componen básicamente de las mismas parte que los abiertos con la diferencia que la parte de abajo se encuentra cerrada con un cristal y lleva dos tomas a ambos lados de entrada/salida de aire para conectarles el sistema de ventilación y así evacuar el calor producido por la lampara.

Los reflectores refrigerados pierden un poco de rendimiento lumínico por el cristal pero se compensa con que se pueden acercar mucho más a la copa de las plantas. Sus inconvenientes son que su montaje nos hace tener tubos de refrigeración conectados al reflector (lo cual en cultivos indoor pequeños puede ser un engorro) enredando todo un poco más y el segundo que para que proporcionen un buen rendimiento y aprovechamiento de la luz deberemos compra uno de calidad , con una buena superficie reflectante, y estos valen una pasta.

Los tipo cool-tube y los de gama baja entre los cristales y la superficie reflectora que es pequeña y no está muy optimizada para abaratar costes, su rendimiento es bajo, y ya sabes que el rendimiento de la cosecha en interior se mide a vatio por gramo en condiciones óptimas.

Un buen reflector es una buena inversión, pues gastarás la misma electricidad con uno que con otro, y la diferencia en la inversión por uno de gama alta la recuperaras enseguida con unas cosechas más abundantes y también más potentes. La luz en el cultivo indoor de la marihuana lo es todo ,y al final lo barato sale caro.


Product successfully added to the product comparison!